La importante actividad efectuada por Eretz Hakodesh a principios del corriente mes de diciembre es otro de los hechos que indican como la “ortodoxia” se consolida en la comunidad judía de la República Argentina.

Eretz Hakodesh es una agrupación que reúne comunidades judías observantes (ortodoxas) del mundo, que ha comenzado a trabajar desde hace un par de años en Sudamérica.

En Argentina la existencia de “instituciones ortodoxas” es de muy larga data, agrupadas genéricamente de acuerdo a sus orígenes geográficos y/o manera en que efectúan sus oraciones (el nusaj), pero en la política interna comunitaria participaban en la AMIA, y eran parte de la DAIA, y recién se presentaron unidos en la elección de la AMIA de principios del 2008, bajo la denominación de BUR-Bloque Unido Religioso, agrupación que desde ese momento triunfó en todas las elecciones de la AMIA que le siguieron.

Pero como su nombre lo indica el BUR no es una institución sino el agrupamiento de instituciones observantes que a su vez están nucleadas por su origen etnico y/o geográfico, que en las últimas décadas han tenido, muchas de ellas, una gran expansión.

Posiblemente el caso de Jabad Lubavitch Argentina, con la apertura de innumerables Batei Jabad en Buenos Aires y principales kehilot del interior sea el más evidente, pero no debemos olvidar lo que comentamos en una nota anterior sobre lo que está ocurriendo con las escuelas judías, donde se han fundado algunas ortodoxas nuevas, otras constantemente aumentan la cantidad comprobables de alumnos matriculados mientras que hay escuelas de la red escolar judía no “ortodoxas” que deben “fusionarse” por la disminución de la cantidad de alumnos.

La agrupación Eretz Hakodesh, que a nivel mundial es presidida por Pesaj Lerner, y tiene como uno de sus líderes a Itzjak Pindrus, parlamentario israelí del partido Degel HaTorah, tiene como finalidad “constituir una base de actividades y unión entre todas las comunidades judías observantes del mundo, con el objetivo de acompañar y atender sus necesidades, y lograr un permanente vínculo con la actualidad de Israel y lo que acontece en todo el mundo judío”, según nos informó el Rabino Eliahu Hamra, quien preside la sección sudamericana

El evento al que hicimos mención al principio de la presente nota, fue un Shabaton, que contó con el apoyo del Departamento para la Periferia e Involucramiento en la Diáspora de la Organización Sionista Mundial. El mismo se realizó en salones del Hotel Sheraton de Retiro, se inició el 2 de diciembre, al comenzar Shabat y concluyó en la mañana del día domingo, habiendo pernoctado en el hotel los participantes (dirigentes comunitarios varones y mujeres), donde además de las tefilot y seudot (oraciones y comidas) de Shabat asistieron a diversas charlas explicativas sobre el motivo del Shabaton: “Fortalecer la identidad judía y los valores de la Torá en Israel y la diáspora; promover el desarrollo de programas educativos judíos; apoyar y acompañar a estudiantes de Yeshivá y Midrashá de Sudamérica en Israel; reconocer la labor de la dirigencia y festejar el crecimiento de sus comunidades son los pilares más relevantes que constituyen la visión de la organización”.

En Motzei Shabat se llevó a cabo una gran recepción a los miembros de las comunidades observantes de Buenos Aires, y las dirigencias de las instituciones centrales comunitarias y nacionales del pueblo judío, a la que el Rab Elihau Hamra invitó a LA LUZ, lo que provechamos esta oportunidad para agradecérselo.

Durante la recepción LA LUZ dialogó con varios de los asistentes al Shabaton, los que nos manifestaron que en las actividades realizadas se enfatizó la necesidad de impulsar el trabajo en conjunto de las comunidades judías observantes (ortodoxas), el fortalecimiento de la identidad judía, generar actividades para la población observante en la región, en especial para los jóvenes

El Rab. Hambra, entre otros conceptos manifestó “El objetivo de este encuentro inédito fue celebrar el crecimiento exponencial de las comunidades observantes de Sudamérica en general, y de la Argentina, en particular. Eretz HaKodesh tiene como meta acompañar y apoyar este crecimiento mancomunado en la región y potenciar el vínculo con Israel”.

Si bien nuestra presencia en la velada de Motzei Shabat nos permitió conversar con algunos de los participantes del Shabaton, nos hubiera gustado poder hacerlo con los referentes de Eretz Hakodesh que llegaron al país, por ejemplo: Pesaj Lerner, Nehemiah Malinowitz(secretario general;

Rab Moshé Fried (Brasil); Rab Aharón Benzadón (Chile); Rab Abraham Mizrahi (México) y Amijai Bendersky (Uruguay).

Entre las personalidades presentes en la recepción se encontraban el Embajador del Estado de Israel, Eyal Sela; el presidente de AMIA, Amos Linetzky; el presidente de DAIA, Jorge Knoblovits; la representante de la Organización Sionista Mundial y de la Agencia Judía para el Cono Sur, Gabriela Glazman; el presidente de Keren Kayemet LeIsrael, Daniel Lew; el secretario general de la Organización Sionista Argentina, Federico Nemetzky; el vicepresidente de CUJA, Ignacio Sztutwojner y el académico Rab. Dr. Fishel Szlajen; los rabinos Rab Daniel Oppenheimer (Ajdut Israel); Rab Abraham Serruya (Sucath David); Rab Reuben Yacar (Shaaré Sión); Rab Iosef Dlin (Yesod Hadat); Rab Iedidia Soae (Shaaré Tefilá); Rab Shaúl Husni (Mekor Jaim); Rab Gabriel Duer (Chalom); Rab Shimón Axel Wahnish (Acilba); Rab Netanel Duer (Bajurim); Rab Daniel Saieg (Pardés HaTorá); Rab Abraham Freue (Peer HaDaat); Rab Itzjak Plotka (Talpiot); Rab Meir Serruya (Castex); Rab Mario Carciente (Aish HaTorá); Rab Uriel Husni (Mikdash Iosef); Rab Mendel Mizrahi (Or Mizraj Jabad); Rab Yehuda Strul (Tucumán); Rab Mike Bengio (Chile)

Deja un comentario