“Todo empieza una vez más” fue el nombre de la jornada virtual que, el pasado 30 de noviembre, llevó adelante la Red de hogares y Centros de día de la comunidad judía para personas mayores, con el apoyo de The Joint.

A lo largo de más de una hora, un panel de especialistas analizó los diferentes desafíos que las instituciones debieron abordar ante la irrupción de la pandemia en relación con su trabajo cotidiano con adultos mayores.

La actividad planteó tres preguntas centrales: “¿Existe la caja de herramientas ideal para las actividades presenciales con personas mayores? ¿Qué cambió? ¿Cómo seguimos?”

Las palabras de bienvenida del encuentro estuvieron a cargo de Jonathan Cohen, subdirector general del Hogar Ledor Vador, quien destacó la importancia del trabajar y compartir contenido en red, y agradeció a los más de 75 profesionales que se conectaron para escuchar las ponencias.

Al inicio, Carolina Díaz, directora médica del Centro Hirsch, expuso, entre otros puntos, sobre los aprendizajes logrados desde el punto de vista epidemiológico y en relación al trabajo con los equipos y colaboradores.

A su turno, Sebastián Fridman, coordinador del área de Personas Mayores de AMIA, se refirió a los aprendizajes sobre las actividades presenciales y virtuales para personas mayores y sobre el trabajo con las familias. En su presentación hizo referencia a los proyectos diseñados específicamente para promover la inclusión digital en la gente mayor, como el programa Virtuali. También explicó de qué manera la institución adaptó rápidamente sus dinámicas para seguir ofreciendo actividades a distancia, a partir del momento en que irrumpió la pandemia, y el aporte fundamental que realizaron las personas voluntarias.

Por su parte, Romina Rubin, directora médica y asistencial del Hogar Ledor Vador se ocupó de hacer un repaso de las recomendaciones que las instituciones no debieran soslayar ya que aún continuamos atravesando la emergencia sanitaria. El respeto a las normas de higiene, la organización en burbujas y el priorizar las actividades al aire libre, o en espacios ventilados, fueron algunas de las medidas mencionadas. Finalmente presentó «una caja de herramientas» para el trabajo con personas mayores.

La jornada contó con un espacio de preguntas y respuestas, que fue coordinado por Marcelo Rohr, director general del Centro Hirsch, y en el que participaron además de los expositores mencionados, Ricardo Barmat, director general del Hogar Beit Sion, y Vera Feldman, coordinadora de la Mutual de Viviendas Asistidas Vidalinda.

La jornada “Todo empieza una vez más” fue la primera actividad que organizó la Red, en cumplimiento de su misión: trabajar, de manera articulada para lograr la visualización de la vejez en términos positivos y mejorar la calidad de las prestaciones médico asistenciales y los servicios sociales, culturales y recreativos destinados a este grupo etario.

Las personas interesadas en escuchar el contenido del encuentro pueden hacer click en este enlace: https://youtu.be/M2QLmr3ygh4

La Red de hogares y Centros de día de la comunidad judía argentina para personas mayores está integrada por la Residencia Hirsch, el Hogar Beit Sion, el Hogar Ledor Vador, la Mutual de Viviendas Asistidas Vidalinda y el Centro Integral de Personas Mayores de AMIA.

Fuente: Prensa AMIA

Deja un comentario